8 alimentos para tener una piel reluciente

Cuando vamos a las tiendas de cosméticos vemos una cantidad casi infinita de productos para el cuidado de la piel. Antiarrugas, reafirmante, antiacné, humectante… La lista sigue y sigue. Sin embargo, la forma más fácil (y económica) de cuidar nuestra piel es desde adentro hacia fuera, lo cual se logra a través de nuestra alimentación.

En general, las reglas básicas son mantener una alimentación balanceada y saludable, siempre estar hidratado y hacer ejercicio. Existen muchas más reglas, las cuales las puedes encontrar en este artículo sobre 5 reglas de oro para estar siempre saludable en Nutrición Sin Más.

Cada alimento, especialmente las frutas y los vegetales, tienen diversas propiedades que aportan diferentes beneficios. Siempre he pensado que sería genial que, al igual que los cosméticos, la comida también estuviera etiquetada con los beneficios que conlleva. Ayudaría mucho más a escoger qué es lo que necesitas en ese momento.

Por eso, hoy te traemos este artículo para que aprendas a cuidar tu piel y todo tu organismo desde el primer paso: la alimentación y tu estilo de vida.

  1. Tomate

Esta fruta es una de las más poderosas defensas para la piel puesto que contiene licopeno, el cual es un antioxidante. Este nos protege de los rayos solares, que tanto daño causan a nuestra piel.

Para aprovecharlo mejor y absorber ese antioxidante completamente, se recomienda consumirlo cocido, como en salsas o guisos.

  1. Zanahoria

El anaranjado vegetal posee betacaroteno, y este produce vitamina A, la cual ayuda a mejorar la apariencia de la piel. Incrementa la producción de células de la capa externa de la dermis y combate la reproducción de células muertas.

  1. Salmón

Es uno de los tipos de pescados que más beneficios aportan. Pertenece al grupo de los denominados “pescados azules” y es aconsejable que sea consumido de 2 a 3 veces por semana para aprovechar todo lo que tiene para ofrecer. Una de sus propiedades es su gran contenido de ácidos grasos Omega 3. Incrementan el brillo y la fortaleza de tu cabello mientras hidratan tu piel. Además, aporta fuerza a tus uñas a través de la vitamina B12 que también posee.

  1. Chocolate negro

Ya tienes una nueva excusa para comer chocolate, aunque realmente no necesitaras ninguna. Una investigación publicada en el periódico de nutrición afirma que el chocolate negro contribuye a hidratar y disminuir el enrojecimiento y la aspereza en tu piel. Dice el profesor Ian McDonald de la Universidad de Nottingham que los flavonoles del cacao que se encuentran en el chocolate negro combaten el insomnio, la fatiga y los efectos de envejecimiento.

  1. Té verde

El té verde posee un elevado contenido de antioxidantes y flavonoides; también goza de cualidades anti-inflamatorias, las cuales contribuyen a prevenir las arrugas y ocasionan que la piel se vea mucho más linda.

Además, combate el acné, puesto que causa un efecto vasodilatador que hace que la piel se vea sonrosada, brillante y saludable. ¡Este té es casi mágico!

  1. Brócoli

El brócoli posee elementos que fomentan la obtención de enzimas que preservan y optiman la piel. Se descubrió en un estudio de la Universidad John Hopkins que la piel tratada con un extracto de brócoli y expuesta a los rayos UV del sol tuvo en un 38% menor índice de enrojecimiento e hinchazón.

  1. Aceite de oliva y semillas de lino

Como hemos visto, el omega 3 es uno de los principales elementos que contribuyen a la salud de la piel. Particularmente, el ácido alfa-linolenico que contiene estos ácidos grasos, evita la resequedad de la piel, lo cual a la larga estimula la aparición de arrugas. Este ácido se puede encontrar en muchos alimentos como en las semillas de lino, el aceite de oliva y las almendras.

  1. Vegetales de hoja verde

La familia de la espinaca, la acelga, las coles, y otras, es una de las mejores fuentes de vitaminas A, B y C, K y zinc. Estos nutrientes contribuyen a la regeneración de la piel, el cabello y las uñas. La buena noticia es que son muy versátiles y, así no te gusten, puedes agregarlas en tus platos favoritos y ni siquiera las vas a notar, mientras aprovechas todas sus bondades.

Hay muchas otras formas de mantener la piel bella y saludable, como con los suplementos vitamínicos que puedes conocer haciendo clic aquí. Combinando tu alimentación con los productos que apliques directamente, tendrás la piel radiante con la que siempre has soñado.

Autora del Articulo-Post:

Edith Gómez
Editora – gananci.com