El alimento que debes comer para evitar un infarto


Que sí, que pretendes adelgazar y reducir grasa abdominal a toda costa antes de ponerte en bañador. Claro que para lucir un cuerpo 10 este verano, primavera o invierno, te va a tocar ponerte a dieta, restringir tus raciones y eliminar determinados alimentos.

Por suerte, aunque probablemente ni te lo hayas planteado, la mayoría de los planes de adelgazamiento no eliminan la ingesta de productos realmente saludables que deberías comer a diario. Bajos en grasas –cuando no exentos– y con apenas calorías, son los perfectos aliados para saciar tu apetito, ayudarte a bajar de peso, mantenerte de buen humor y, lo que no te esperabas, salvar tu vida.

 

Te lo han repetido por activa y por pasiva: hay que comer cinco piezas de frutas y verduras al día –a poder ser dos de las primeras y tres de las segundas– para mantenernos en forma y proteger a nuestro organismo ante las adversidades. Ya, pero ¿de verdad lo haces? Deja de saltarte a la torera esta regla básica de alimentación. Tu salud cardiovascular podría estar en peligro.

Alimentos que te dan la vida

Las enfermedades cardiovasculares causan el 31,2% de las muertes en España, y entre estas, la mitad son provocadas por el infarto de miocardio: la principal causa de muerte entre hombres y mujeres en todo el mundo, según la Fundación Española del Corazón.

Los ataques de corazón se producen cuando se obstruyen las arterias coronarias, lo que provoca un riego sanguíneo insuficiente y, en pocos minutos, puede causar una muerte súbita cardíaca. No obstante los paros cardíacos pueden prevenirse, como te podrás imaginar, gracias a una alimentación y estilo de vida saludables. Pero no es tan complicado ni debes poner tu vida patas arriba para conseguir una salud de hierro ‘antiinfartos’. Simplemente tienes que introducir un elemento en tu dieta diaria.

Al menos así lo asegura un reciente estudio publicado en ‘New England Journal of Medicine’ según el cual comiendo una porción de fruta al día podemos proteger nuestro corazón reduciendo hasta en un 34% el riesgo de desarrollar enfermedades de corazón o de sufrir un accidente cerebrovascular.

Tras analizar los hábitos alimenticios de más de 500.000 adultos en China, los investigadores descubrieron que aquellos que consumían fruta todos los días tenían cerca de un 40% menos de probabilidades de morir consecuencia de una enfermedad cardíaca que los que no comían nunca o casi nunca.

“La fruta es una fuente rica en potasio, fibra, ácido fólico, antioxidantes y fitoquímicos, sustancias que se ha demostrado ayudan a proteger el corazón”, explica el doctor Huaidong Du, profesor de la Universidad de Oxford y autor principal del estudio.
infarto

Una sencilla y saludable vida

Ni qué decir que además de mantener una alimentación sana en la que no falte una buena cantidad de frutas y verduras, también es recomendable realizar algo de ejercicio. Como tantas veces has escuchado, lo cierto es que estos son los dos pilares básicos para cuidar de nuestra salud cardiovascular.

Lo curioso es que los investigadores, tras analizar la influencia de estos dos hábitos por separado, están convencidos de que la influencia de la fruta en nuestra salud cardiovascular es mucho mayor. Ojo, que tampoco es que los participantes se hinchasen a mandarinas, sandía, peras, aguacates y mangos sin parar. El consumo medio de fruta de cada uno de ellos se basaba en una manzana mediana, una pera, nueve fresas o una rodaja de melón.

Ya no tienes excusa. Si no te ves capaz de hacer lo de las cinco piezas y andar todo el día pendiente de cuántas llevas, ahora ya sabes que con incluir una pieza en tu postre sea más que suficiente.


Leer más:   
http://goo.gl/3adRk5