La depilación, ¿opción u obligación?

Después de años de lucha y de guerra fría -y caliente- contra el vello, podríamos estar a punto de ganar la batalla. «Los médicos llevamos más de 15 años depilando con láser y ya tenemos resultados que nos confirman que la depilación puede ser definitiva», explica la doctora Adriana Ribé, dermatóloga y directora de Ribé Clinic.

La obsesión por las axilas, piernas e ingles libres de pelo dio lugar semanas atrás a un polémica en Twitter. El colectivo feminista Amatista reivindicó con el hashtag #Mivellomisnormas  que la depilación sea una opción, y no una obligación derivada de la presión social.

Quienes estén interesados deben saber que el abanico de opciones en materia de láseres es amplio. El de Diodo, muy popular, se utiliza para pieles oscuras y cualquier clase de vello, mientras que el Neodimio está indicado para pieles muy oscuras. Uno de los productos más utilizados son la depiladoras de luz pulsada o IPL (Intensed Pulsed Light).

campus virtual 1

Otra alternativa, aunque menos demandada, es la depilación eléctrica. «Se trata de un sistema muy preciso, que debe ser realizado con exactitud y una perfecta inserción en el folículo piloso», cuenta Marta García, directora del centro de estética que lleva su nombre. Plantar cara al pelo desde casa también es posible.

¿Cuál es la diferencia entre el IPL y el láser? «Las dos técnicas depilan por medio de la luz, pero en el caso del láser es unidireccional, la luz se emite en línea recta, y monocromático. En el IPL, la luz se mueve en todas las direcciones y es policromático. Con láser la depilación suele durar menos sesiones», concluye Verónica Romero,  directora del Centro Salud Estética  Antonio García.

Fuente – Leer Mas

 

Sistema de Trabajo