La repigmentación tras la hipopigmentación provocada por el tratamiento de eliminación de tatoo con  láser

La repigmentación tras la hipopigmentación provocada por el láser se puede acelerar con fototerapia o con láseres de longitud de onda en el rango de los ultravioletas (400 nm). Esto se debe a la mayor absorción por melanina, que se observa a longitudes de onda más cortas, aumenta el riesgo de hipopigmentación, que desaparece totalmente con el paso de los meses en la mayoría de los pacientes.

La hiperpigmentación también está más relacionada con el tipo de piel del paciente: Las personas con piel más oscura son más susceptibles, independientemente de la longitud de onda empleada. La hiperpigmentación se resuelve en pocos meses tras la aplicación de hidroquinona y de factores de protección solar (SPF=40 – 50), aunque en algunos pacientes puede prolongarse más tiempo. .- Los cambios en la textura y las cicatrices se dan, afortunadamente, muy raramente.

Los cambios texturales transitorios se observan a menudo, aunque desaparecen tras un período de 1 a 2 meses. En los casos de pacientes con tendencia o más propenso a ellos, se recomiendan intervalos más prolongados entre tratamientos. .- Las reacciones alérgicas al pigmento de los tatuajes tras el tratamiento con el láser Q-Switched también son posibles.